Archivos de la categoría Actualidad

¿Qué está pasando en la Bolsa española?

6
0


La Nada se ha adueñado de los mercados financieros en España. Los inversores más viejos del lugar no recuerdan una niebla tan densa y persistente. Lo envuelve todo. No mueven sus carteras ni los ludópatas. Nada. Las dos jóvenes empleadas, que tanto esfuerzo hicieron hace un año para convencerme de que suscribiera alguno de los Fondos de Inversión ruinosos que comercializaba su empresa, ya no están ahí para escuchar mi irónica valoración. ¿Cuántos clientes habrán picado el anzuelo?  La respuesta a la pregunta que me ronda la cabeza figura en las estadísticas de INVERCO, la patronal del sector.

Desde los máximos bursátiles de la primavera de 2015, justo antes de presagiarse el negro futuro político de España, el número de partícipes de Fondos de Inversión ha crecido en 5 millones, al tiempo que el patrimonio global gestionado se ha incrementado en 70.000 millones de euros.  Esto es posible porque el peso de la Renta Variable Nacional en el total se ha reducido a una mínima fracción. Concretamente, un 3 y 4% respectivamente. La parte del león, 40.000 millones de euros,  corresponde a los Fondos de Inversión que invierten en los mercados Internacionales. Han logrado captar a uno de cada dos nuevos partícipes, con una inversión media de 15.000 euros.

Son cifras llamativas. La Industria de los Fondos de Inversión, tan pasivera como siempre, ha logrado superar su techo histórico y duplicar sus registros. Lo ha hecho con una nueva estrategia y un nuevo perfil de cliente que aporta menos dinero. La participación media captada en 2018 se ha reducido notablemente. Está situada por debajo de los 10.000 euros y contribuye a “tapar” los reembolsos con pérdidas de este verano.

Traducida esta pequeña reflexión al lenguaje coloquial de los inversores, lo que significa la radiografía estadística de INVERCO es que la bolsa está completamente descapitalizada y el mercado financiero español no genera ninguna clase de rentabilidad. Han sido esterilizados. Gracias a la estrategia del Bundesbank y del BCE, casi todo el ahorro captado por los bancos desde el año 2013 ha sido invertido fuera de España. Cosas de la anglobalización asimétrica.

Si se mantiene el propósito gubernamental de castigar las SICAV, veremos como consecuencia directa que se liquidan muchas posiciones con pérdidas latentes acumuladas. No se será ningún drama, pero será suficiente para que la Bolsa española pierda posiciones. Lo que si va a ocurrir, cuando el BCE ponga fin a su programa de compras selectivas, es la inevitable corrección bursátil de los principales mercados internacionales.  Será suficiente para precipitar un mayor volumen de reembolsos en la Industria de los Fondos y tensionar al sistema financiero.

El sabotaje económico y financiero de España que dura 15 años, y que detallo en el libro, es absurdo, incluso desde la obtusa y tuerta perspectiva del catalanismo. Están haciendo ruido, están dañando la imagen y la solvencia de España, pero no están consiguiendo ninguno de sus objetivos reales.  El sistema financiero catalán, rescatado de tapadillo con ingentes cantidades de recursos públicos y privados, está vulnerable a merced de los consumidores españoles.

 

Digo que es absurdo porque el programa económico del gobierno del Psoe y Podemos, dirigido por una rubia teñida de formación incierta que pretende hacer buena a Elena Salgado, prioriza el castigo a los contribuyentes  que soportaron el peso real de la crisis entre los años 2008 y 2015, premiando a quienes no la padecieron. Como por desgracia, para todos, la estupidez no tiene cura, no merece la pena el esfuerzo por razonar lo irracional, ni buscar la lógica de sus disparates presupuestarios.

Muchas personas no creen en la Teoría de la Conspiración, y nosotros tampoco. Pero ¿Cómo se puede calificar la medida que estos orates catalanistas han anunciado a bombo y platillo para destruir el mercado de automóvil en España?  No reconocen la vieja pauta, el patrón de los últimos 30 años en España que va desde la reconversión industrial hasta el sabotaje del sector constructor, pasando por la desaparición del centenario sistema de cajas de ahorro. Lo están destruyendo todo, a consciencia, sin que nada justifique esos cambios.

Los analistas, políticos y periodistas no le están dando la importancia que se merece al escandaloso sabotaje  de la  Industria automovilística en España. Lo del coche eléctrico sería el Premio Nobel de las gilipolleces, si se existiera tan necesaria categoría. Contamina mucho más, es mucho más caro, encarece el precio del KW producido, y reduce por completo la movilidad. La Red no soportaría ni un triste millón de coches en circulación en todo el país.

Los urbanitas alelaos que votan a estos partidos nihilistas que tienen secuestrada la Agenda Política viven en un espacio público que representa menos del 1% del territorio nacional. En teoría, ni siquiera necesitan coche para desplazarse. Hoy los kapos castigan el motor diesel y mañana, con burdos pretextos, cualquier motor de combustión o medio de transporte que permita huir lejos de su área de control e influencia. Beber vino en una cena es un acto reprobable y sancionable, invertir en una segunda residencia fuera de la Urbe te convierte en un insolidario especulador que debe ser perseguido, y ahora, conducir un diesel, un acto irresponsable y criminal que debe ser castigado como se merece.

Y mientras todo eso ocurre, desde hace años, la prioridad del nuevo gobierno es escenificar ante todo el mundo la Insurrección de Cataluña. Para ello, necesita prorrogar los Presupuestos insolidarios de Mariano Rajoy con el apoyo de las huestes de Batasuna. Serán legión los periodistas, tertulianos y políticos del Coro mediático que jueguen a sorprenderse, pero es condición sine qua non. Sin ese esfuerzo y sacrificio de los contribuyentes, que se plasmó en los PGE, no tendrían el margen de 2 años que necesitan para proyectar  la imagen de caos en España.

Pueden llamarlo conspiración, o pretender blanquear la estrategia de la izquierda batasunizada y marxista, pero lo que no podrán evitar es que la prolongada acción de gobierno de los próximos meses deteriore el clima económico y empresarial mucho antes de lo que nadie espera. Podemos apostar lo que sea con quien quiera, que nos van empezar a aleccionar sobre los vientos de cola. En los próximos días y semanas lo vamos a saber todo sobre técnicas de navegación.  El empleo, que se venía recuperando en España gracias a la meteorología,  ahora va a empeorar por culpa de los insolidarios y corruptos votantes del Partido Popular, y toda suerte de codiciosos especuladores.

© Belge

La Moncloaca

3
0


Se abrió la Caja de Pandora y salieron todos los males de la tierra. En el fondo, quedó la esperanza. En agosto de 2016, cuando Pedro Sánchez insistía en el No es No, y Albert Rivera le cortaba la retirada al PP, explicamos en detalle el motivo por el que Mariano Rajoy no podía ni debía enfrentarse solo a la Insurrección catalana que tenían programada y anunciada los nacionalistas y la izquierda batasunizada. Abogábamos desde INLUCRO.ORG por repetir las elecciones con otro candidato. El objetivo del “sacrificio de dama” era mantener la iniciativa y evitar la alianza táctica de Psoe, Podemos y Ciudadanos para tomar el castillo. En lugar de eso, cuando salió Felipe González con la Sota de Bastos a poner orden en la baraja socialista, empezó la Operación Diálogo en el centro del tablero.  Mariano Rajoy no vio venir la celada.

El tono de las recientes filtraciones atribuidas al Comisario Villarejo es revelador. Empresarios, jueces y funcionarios corruptos que chismorrean en urinarios públicos, cotillean y ventilan la sórdida doblez de la política. Todos esos personajes  venales delatan la existencia de una Administración paralela y maloliente que funciona al margen de la legalidad y de la moralidad.  Es La Moncloaca.

Supimos de la existencia de esos sótanos cuando organizaron el magnicidio del Almirante Carrero Blanco, el político encargado de supervisar la Transición a la Democracia. Aquel pecado original iba a constituir el principal Talón de Aquilés del Régimen del 78, y 40 años después comprobamos cómo esos mismos nacionalistas siguen determinando en su provecho, una y otra vez,  el destino de los españoles.  El GAL, el 11-M y el 1-0 no pueden ser películas muy diferentes de la que se está rodando si las protagonizan los mismos actores.

José María Aznar ha escrito un libro, al parecer bastante comedido, en el que vuelve a escena con  un velado reproche político a Mariano Rajoy. No hay duda que la Operación Diálogo montada por el PSOE y Ciudadanos fue una celada, pero no es menos cierto que el recurso contra el Estatut dejó desarbolado al PP en Cataluña. En ambos casos, Aznar y Rajoy  subestimaron la fuerza de los nacionalistas y el verdadero alcance de la estrategia de la Izquierda.

Pedro Sánchez y Pablo Iglesias han asaltado La Moncloa desde los sótanos y han dejado las puertas abiertas. Emana un olor pestilente a rata muerta y aguas corrompidas. Aunque pretendan perpetuarse en el Poder con la complicidad de los periodistas más corruptos del Reino, y haciendo turismo por medio mundo, es improbable que lo consigan. La plaga de cucarachas en Barcelona y el olor a mierda de Moncloaca son insoportables.

(c) Belge

 

Anatomía de un plagio que cambió la Historia de España (II)

6
0


Este Caso – Operación Tesis – es mucho más grave y preocupante de lo que parece un simple plagio. El constatado fraude académico sirve para ocultar la que es pregunta obligada. ¿Qué interés tenían Zapatero y sus cómplices en el Ministerio de Industria en convertir a un militante rastrero,  yerno de un empresario de la noche, en un “doctor en economía”?  Pedro Sánchez era solo uno de esos muchos  vividores que militaban en la Federación Socialista Madrileña, a la espera de algún cargo remunerado.

No es asunto baladí que los funcionarios del Ministerio de Industria colaboraran activamente en inventarse una Tesis y crear un “doctor en economía”, ni que Miguel Sebastián se fuera de la lengua delante de los periodistas cuando el político pareció haber caído definitivamente en desgracia.

Entre febrero de 2010, momento en el que se matricula de doctorado  y finales de 2012, momento en que lee la tesis en la Universidad Camilo José Cela,  transcurren 3 de los años más complejos y angustiosos de la Historia reciente de España. Desde 2008, trabaja en esa Universidad, enchufado  por el rector socialista Rafael Cortés Elvira. Es el periodo en que Miguel Sebastián y Rodríguez Zapatero no acaban de parir la tan anunciada y cacareada Ley de Economía Sostenible que iba a reformar y modernizar todo el modelo productivo español.

La Ley de Economía Sostenible, que sirvió de lienzo para el Corta y Pega del movimiento 15-M, estuvo casi 3 años dando tumbos por redacciones y tertulias, sin acabar de parecer otra cosa que un anuncio de perfume francés, más allá de prometer una política económica basada en la Investigación y el Desarrollo y en subvencionar ruinosas energías renovables.

Con el relevo de Pedro Solbes, por imposición de sus socios catalanistas, y la bochornosa reforma de la financiación autonómica, Miguel Sebastián, que dirige el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio y teledirige el Ministerio de la Vivienda, se convierte en el verdadero Ministro plenipotenciario de la Cosa Económica en España.

Pedro Sánchez es uno de los peones de Miguel Sebastián en la conflictiva y dividida Federación Socialista Madrileña. Parte de la Tesis plagiada es, como revela Manuel Cerdán para el digital Okdiario, el propio discurso de presentación de la Ley de Economía Sostenible que hizo Miguel Sebastián el 16 de marzo de 2009 en EEUU. En esos momentos, la estrategia política ideada por Zapatero y Sebastián pasa por lanzar a Carmen Chacón como futura Secretaria General del Psoe.

La Operación Chacón toma otro cariz en el año 2010, cuando se precipitan los acontecimientos y es en ese momento cuando idean convertir a Pedro Sánchez como “doctor en economía” a través de una Universidad que el PSOE controla. Se trata de darle “más empaque” institucional y convertirlo en un “mirlo blanco” de la Federación Socialista Madrileña.  Desde que Zapatero gana el XXXV Congreso con la ayuda de los “traidores” Tamayo y Saez,  la FSM ha sido un  constante polvorín;  sin el apoyo de Madrid, no es posible garantizar la elección de un candidato catalán del PSC.

Tal y como vaticinamos en junio de 2007, el colapso económico y político del Régimen de Zapatero y el fracaso in extremis de la Operación Chacón dejan el Psoe al servicio de fuerzas radicales e independentistas. Pablo Iglesias y Pedro Sánchez se lanzan a ocupar el vacío creado y a utilizar en su provecho la infraestructura política y el marco institucional creado por Zapatero y Sebastián durante 8 años.

En enero de 2014, Pablo Iglesias “rodea” el Congreso y es presentado y lanzado en sociedad por Intereconomía TV como “legítimo” representante del 15-M, y Pedro Sánchez, el “doctor en economía y empresa” empieza a recorrer las agrupaciones del PSOE en toda España como “candidato en carretera”.  El futuro candidato cuenta en todo momento, según denuncia Eduardo Madina, con el apoyo de una “red orgánica” del propio partido socialista.

Muy llamativo y revelador es que “filtran” las irregularidades de la Tesis doctoral de Pedro Sánchez a partir de que una parte del Psoe se moviliza en septiembre de 2016 contra el primer intento de promover el gobierno Frankenstein con la ayuda y complicidad de Pablo Iglesias. A pesar de que los rumores son constantes, entre octubre de 2016 y abril de 2018, ni el CNI ni la Prensa política en España tienen demasiado interés en profundizar en el escándalo. Ni siquiera la irregular Moción de Censura que se vive el pasado 1 de junio les saca de su letargo.

Lo que cambia el escenario político y mediático a la vuelta del verano, es que – una vez más – Albert Rivera y Ciudadanos se quedan por debajo de las expectativas creadas tras la elección de Pablo Casado y la dimisión de Soraya Santamaría. Lejos de consolidarse como Jefe de la Oposición, se diluye y pasa a un discreto segundo plano. Del 28% que le dan las encuestas más optimistas, pasa a un modesto, pero realista, 20% de votos. Y de nuevo ocurre el “milagro”. Una oportuna y documentada filtración tumba al peligroso, indecente e inestable Pedro Sánchez y vuelven a meter “en juego” a Albert Rivera y a Cs en detrimento de Pablo Casado y del PP. El desgaste del PSOE y de su presidente son mucho menos importantes que la recuperación electoral de los Populares como fuerza política hegemónica del Centro Derecha en España.  Sigue en marcha la conjura política que detallamos en La Estafa del Euro explicada a un niño de 6 años.

 

© Belge

Anatomía de un plagio que cambió la historia de España

5
0


Nada es tan duro como preparar y aprobar unas Oposiciones, salvo preparar una Tesis doctoral o recorrer centenares de miles de kilómetros en bici para conseguir fichar por un equipo ciclista profesional. Con su vocación a cuesta, el joven adolescente se dispone a sacrificar los mejores años de su joven existencia para alcanzar una meta incierta. Es un mal trueque. Sufrimiento, frustración y soledad  a cambio de nada. Van a hipotecar media vida en el empeño por unos sueños pequeños  que no merecerán reconocimiento ni recompensa.

El doctorado es un título que en España no se valora ni social ni profesional mente. Fuera del mundo universitario, casi lo mismo da ser licenciado que doctor. En los principales rankings, no destaca ninguna universidad española. Que el I+D  en particular y la investigación en general sean irrelevantes no viene por la escasez de recursos presupuestarios sino por la falta de vocaciones y de infraestructuras académicas. Un docente que dedica cada hora del día a la investigación y brilla en su disciplina es un héroe.

Un estudio reciente revelaba un dato curioso: la mitad de los doctorandos pierde el contacto con la realidad y acaba desarrollando problemas psiquiátricos. Lo extraño es que el porcentaje no sea mayor. Toda la información que han acumulado y estructurado durante años, y ha sido causa de tantas alegrías como sinsabores, no la pueden comunicar con nadie de su entorno. Surcan los cielos como el Albatros de Baudelaire pero en tierra firme son patos mareados.

Documentar, redactar y defender  una tesis doctoral no se puede hacer en menos de 3 años, compaginando la investigación con otras actividades políticas y sociales. Es materialmente imposible. El análisis exhaustivo es siempre anterior a cualquier síntesis. Para formular una tesis mínimamente solvente y original, es condición sine qua non conocer todos los trabajos y reflexiones de los demás investigadores. La mayoría de los caminos y veredas de la ciencia que creemos vírgenes los han recorrido centenares de profesores, escritores  e investigadores antes que nosotros. Ser original o innovador es un Don de Dios.

La Prensa y los programas informáticos contra la piratería han documentado que buena parte de la tesis que presentó el político Pedro Sánchez para conseguir el título de Doctor en Economía fueron copiados de otros trabajos previos. También ha quedado acreditado que los miembros del jurado que debían cualificar y validar el trabajo presentado, a efecto de conceder un título oficial, participaron en la elaboración de mismo. Arcadi Espada va más allá y sugiere en su artículo del domingo que el libro escrito por Carlos Ocaña, el “negro” señalado, es anterior a su publicación y pudo servir de “matriz” para la redacción de la tesis doctoral. Tiene bastante sentido, como demuestran los mensajes que el indecente político del Psoe publicó en Twitter, unos meses antes, pidiendo bibliografía sobre el tema.

Este Caso es mucho más grave y preocupante de lo que parece un simple plagio. El constatado fraude académico sirve para ocultar la que es pregunta obligada. ¿Qué interés tenían Zapatero y sus cómplices en el Ministerio de Industria en convertir a un militante rastrero,  yerno de un empresario de la noche, en un “doctor en economía”?  Pedro Sánchez era solo uno de esos muchos  trincones que militaban en la Federación Socialista Madrileña, a la espera de algún cargo remunerado.

No es asunto baladí que los funcionarios del Ministerio de Industria colaboraran activamente en inventarse una Tesis y crear un “doctor en economía”, ni que Miguel Sebastián se fuera de la lengua delante de los periodistas cuando el político pareció haber caído definitivamente en desgracia.

Entre febrero de 2010, momento en el que se matricula de doctorado  y finales de 2012, momento en que lee la tesis en la Universidad Camilo José Cela,  transcurren 3 de los años más complejos y angustiosos de la Historia reciente de España. Desde 2008, trabaja en esa Universidad, enchufado  por el rector socialista Rafael Cortés Elvira. Es el periodo en que Miguel Sebastián y Rodríguez Zapatero no acaban de parir la tan anunciada y cacareada Ley de Economía Sostenible que iba a reformar y modernizar todo el modelo productivo español.

La Ley de Economía Sostenible, que sirvió de lienzo para el Corta y Pega del movimiento 15-M, estuvo casi 3 años dando tumbos por redacciones y tertulias, sin acabar de parecer otra cosa que un anuncio de perfume francés, más allá de prometer una política económica basada en la Investigación y el Desarrollo y en subvencionar ruinosas energías renovables.

Con el relevo de Pedro Solbes, por imposición de sus socios catalanistas, y la bochornosa reforma de la financiación autonómica, Miguel Sebastián, que dirige el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio y teledirige el Ministerio de la Vivienda, se convierte en el verdadero Ministro plenipotenciario de la Cosa Económica en España.

Pedro Sánchez es uno de los peones de Miguel Sebastián en la conflictiva y dividida Federación Socialista Madrileña. Parte de la Tesis plagiada es, como revela Manuel Cerdán para el digital Okdiario, el propio discurso de presentación de la Ley de Economía Sostenible que hizo Miguel Sebastián el 16 de marzo de 2009 en EEUU. En esos momentos, la estrategia política ideada por Zapatero y Sebastián pasa por lanzar a Carmen Chacón como futura Secretaria General del Psoe.

La Operación Chacón toma otro cariz en el año 2010, cuando se precipitan los acontecimientos y es en ese momento cuando idean investir a Pedro Sánchez como “doctor en economía” a través de una Universidad que el PSOE controla. Se trata de darle “más empaque” institucional y convertirlo en un “mirlo blanco” de la Federación Socialista Madrileña.  Desde que Zapatero gana el XXXV Congreso con la ayuda de los “traidores” Tamayo y Saez,  la FSM ha sido un  constante polvorín;  sin el apoyo de Madrid, no es posible garantizar la elección de un candidato catalán del PSC.

Tal y como vaticinamos en junio de 2007, el colapso económico y político del Régimen de Zapatero y el fracaso in extremis de la Operación Chacón dejan el Psoe al servicio de fuerzas radicales e independentistas. Pablo Iglesias y Pedro Sánchez se lanzan a ocupar el vacío creado y a utilizar en su provecho la infraestructura política y el marco institucional creado por Zapatero y Sebastián durante 8 años.

En enero de 2014, Pablo Iglesias “rodea” el Congreso y es presentado y lanzado en sociedad por Intereconomía TV como “legítimo” representante del 15-M, y Pedro Sánchez, el “doctor en economía y empresa” empieza a recorrer las agrupaciones del PSOE en toda España como “candidato en carretera”.  El futuro candidato cuenta en todo momento, según denuncia Eduardo Madina, con el apoyo de una “red orgánica” del propio partido socialista.

Muy llamativo y revelador es que “filtran” las irregularidades de la Tesis doctoral de Pedro Sánchez a partir de que una parte del Psoe se moviliza en septiembre de 2016 contra el primer intento de promover el gobierno Frankenstein con la ayuda y complicidad de Pablo Iglesias. A pesar de que los rumores son constantes, entre octubre de 2016 y abril de 2018, ni el CNI ni la Prensa política en España tienen demasiado interés en profundizar en el escándalo. Ni siquiera la irregular Moción de Censura que se vive el pasado 1 de junio les saca de su letargo.

Lo que cambia el escenario político y mediático a la vuelta del verano, es que – una vez más – Albert Rivera y Ciudadanos se quedan por debajo de las expectativas creadas tras la elección de Pablo Casado y la dimisión de Soraya Santamaría. Lejos de consolidarse como Jefe de la Oposición, se diluye y pasa a un discreto segundo plano. Del 28% que le dan las encuestas más optimistas, pasa a un modesto, pero realista, 20% de votos. Y de nuevo ocurre el “milagro”. Una oportuna y documentada filtración tumba al peligroso, indecente e inestable Pedro Sánchez y vuelven a meter “en juego” a Albert Rivera y a Cs en detrimento de Pablo Casado y del PP. El desgaste del PSOE y de su presidente son mucho menos importantes que la recuperación electoral de los Populares como fuerza política hegemónica del Centro Derecha en España.  Sigue en marcha la conjura política que detallamos en La Estafa del Euro explicada a un niño de 6 años.

 

© Belge

(sigue)

 

(sigue)