1449701670840

BIG DATA: el negocio del control social

6
0

Cualquier lector apasionado de novelas de Ciencia Ficción está familiarizado con la lógica del BIG DATA.  Los grandes autores del género han desentrañado en sus obras toda la estructura interna del Control Social. Las dos novelas más famosas, sendas de autores británicos preocupados por el auge del totalitarismo, son 1984 y Un Mundo Feliz.  Han traspasado fronteras y sobrevivido al  paso del tiempo.  Los saltos generacionales son la inexorable prueba del algodón para cualquier composición artística o teoría científica.

 

El negocio del Control Social ha irrumpido con fuerza en la economía, de la mano de una globalización comercial y religiosa cada vez más agresiva en sus formas.  La pauta, recurrente, la ilustra la anécdota que contaba el magnate de la prensa Robert Murdoch cuando le preguntaban por el secreto de su éxito en los negocios. “La primera vez que llego a la Redacción,  pregunto educadamente donde están los baños; la segunda vez, voy directamente al servicio; la tercera vez, al que rechista, le meo en la oreja”.

Big data scoring es una de esas pequeñas startups  creada hace unos años con el apoyo de MasterCard. Su equipo de trabajo es multidisciplinar y acaba de presentar un algoritmo que permite predecir la solvencia y disposición crediticia de un individuo en función de su rastro en las Redes Sociales.  Como es lógico, el producto se lo han vendido a los bancos.

El algoritmo, testado con éxito este mismo año, es capaz de realizar en dos segundos un rastreo por todo internet y saber si el solicitante de un préstamo lo pagará o no.  Según explica Robert Brunet, el responsable de la empresa,  resultan determinante el lugar de residencia, los amigos, los me gusta de sus redes, el perfil profesional, el puesto alcanzado, la posición social y hasta  ser mencionado en la Wikipedia.

Para ese viaje no se necesitaban alforjas, diría el español de la calle, mientras que un francés habría pontificado: “ils ont inventé le fil à couper le beurre”.   En dos segundos, cualquier director de sucursal bancaria con un mínimo de experiencia profesional era capaz de detectar con un 95% de acierto si un cliente que traspasaba la puerta por primera vez era de los que devolvía los préstamos o no.  Es tan improbable que el algoritmo de Big Data Scoring le conceda un crédito en EEUU a un negro que trabaja repartiendo pizzas como que un frutero ambulante consiguiera una hipoteca a 20 años en España.

No importa solo es el perfil individual, dice Brunet, sino lo que podría definirse como perfil social.  El problema que eso plantea, y que describía un viejo catedrático en Bruselas,  explicando la filosofía de Sartre a un alumnado somnoliento, es que lo NORMAL tiende a ser sustituido por lo NORMATIVO.  Dicho de otro modo: es mucho más fácil predecir el comportamiento de unos vehículos cuando impones las normas de tráfico y limitas el perfil de los usuarios que pueden usar las vías.

Por otra parte, el algoritmo de Big Data Scoring presenta un fallo de base: en la crisis subprime de 2007 no fueron los pobres los que dejaron de pagar sus créditos, sino los profesionales y la clase media más acomodada en los países más ricos y avanzados.  La fórmula de Robert Brunet no habría permitido anticipar la estrategia de Tabula Rasa que un humilde servidor explicó en octubre de 2006.

(c) Belge
(Visited 804 times, 1 visits today)

9 pensamientos sobre “BIG DATA: el negocio del control social”

  1. 1
    0

    Ayer repusieron Minority Report, y los 3 precognitivos en un futuro fuera de la ciencia ficción serán maquinas procesando inmensidad de datos generados por todos nosotros con diversos algoritmos.
    No estoy de acuerdo en que la aplicación de scoring para créditos tenga un falló como el de no detectar una crisis, simplemente es que esa aplicación no sirve para ello.
    El scoring es individual y supongo que agregará a los sistemas clásicos un riesgo basado en el rastreo de información en gran parte de redes sociales.
    Para detectar una crisis podrían realizarse otras herramientas de Big Data, para empezar los grandes bancos centrales deberían evaluar todas las entidades igual que las entidades realizan con sus clientes, algo que sería útil para prevenir las malas hiervas y evitar contagios.

  2. 1
    0

    Gracias Belge, qué desoladoras son las conclusiones de tanta globalización.

    ¿Habéis oído hablar del proyecto Kalergi? Al parecer la manipulación social en que estamos inmersos pretendería sustituir las razas originales por mestizos de todo tipo, individuos sin raíces ni moral, mucho más fácilmente dirigibles por las mentes sin escrúpulos que gobiernan el mundo.

  3. 2
    0

    Charly, Mamblas: el nuevo integrismo protestante fomenta una sociedad de esclavos igualados por abajo y sin derechos. Desoladoras y clarificadoras son las últimas polémicas de Trump, por ejemplo, con el agravante de que va a ser el próximo presidente de EEUU y representa el sentir REAL de la mayoría de la población americana. Estoy de acuerdo que la herramienta, en principio es individual, pero no hace otra cosa que lo que hacían los directores de toda la vida. A lo que: te están OBLIGANDO a usar las RRSS y dejar rastro, de entrada, porque si no las usas pasarás a ser un bulto sospechoso. Lo NORMAL y lo NORMATIVO…..Te OBLIGAN e imponen a RETRARTE en las RRSS y hacerlo según un patrón PREDECIBLE (por los algoritmos y por los individuos) y MANIPULABLE….El ejemplo que indicaba, sobre la predicción de una crisis, va en un sentido diferente: son, de uno en uno, todos los integrantes de la Clase Media de los países más ricos y anglosajones los que NO IBAN A DEVOLVER sus préstamos…el default no es externo ni circunstancial. Es primero una crisis MORAL de los puritanos. Es su enorme codicia INDIVIDUAL la que provocó la crisis…y el algoritmo no lo detecta a pesar de configurarse como herramienta moral y normativa.
    El algoritmo VALIDA la codicia las premisas RELIGIOSAS del sistema cuando resulta que son las CAUSAS reales de la propia crisis. En Margin Call, la escena en que los dos protagonistas debaten la CUESTION MORAL es sencillamente insuperable: el cínico dice: “no me siento mal por haber puesto el dedo en el fiel de la balanza y haber permitido que todos vivieran por encima de sus méritos y capacidades”.
    Dicho de otro modo: un algoritmo programado para evitar el fraude en el valor, sencillamente excluiría de cualquier trato comercial o financiero a anglosajones y, en general, protestantes. Puede parecer una cuestión filosófica pero no lo es. El negocio del CONTROL SOCIAL se basa en reducir de un modo TOTALITARIO la riqueza tipológica de cualquier UNIVERSO (campo) para que se ajuste al sistema de valores luteranos/calvinistas. Traducción: colocar (vender) señales de tráfico, imponer reglas de circulación caprichosas e imponer multas con pretextos absurdos, criminalizando cualquier DESVIACION (lo de Minority Report)

  4. 1
    0

    Creo que hay ciertas castas que Antes y Después van a estar favorecidas, no es algo nuevo.
    Ya se realiza un Scoring no de riesgo crediticio, sino del valor de las personas basado en información de las redes sociales.
    Antes había blancos y negros, ahora existen múltiples mundos y escalafones sociales (como en la película “In Time”).
    Es una herramienta que inventó Zuckerberg con la información que disponen de cada persona en Facebook, que dos gemelos españoles analizaron para conocer que variables eran las que más influían en ese “precio de las personas”.
    El resultado del estudio concluía que lo más importante en ese Scoring social es el lugar donde habita cada individuo, el resto de información extra influye pero en menor grado (idioma, banco utilizado, contactos, etc).
    Si encuentro más información os la comparto 😉

  5. 1
    0

    Para predecir solvencia ,sin duda, los datos de utilización de tarjetas y hábitos de consumo pueden ser muy reveladores.
    Pero imaginen cuando se pueda acceder a datos médicos, familiares, de consumo, de pautas de conducta…
    Con una capacidad de procesamiento y almacenaje casi infinita, podrán tener una copia digital nuestra y sabrán hasta cuando y de qué vamos a morir.
    Es un tema muy interesante.

    1. 1
      0

      “predice mi futuro” es el titulo de unos documentales que emitieron en la 2.Principalmente se basa en el “proyecto Dunedin” y trata mas o menos lo que tú comentas speeds.

      Otra forma de control social.De todas formas este no es el tema sino como se integrara el futuro de las finanzas en la democracia….

      Si ello es posible y obviamente tambien definir la futura sociedad postcapitalista tal y como la hemos entendido hasta la actualidad.

      Saludos.

  6. 1
    0

    Es un mundo siniestro y totalitario, basado en la ideología nazi (luterana)…..Y aguantará hasta q un día colapse, como les ocurría periódicamente a las sociedades precolombinas. La peor estructura social. Un accidente de la Historia (la influencia de la Peste en el siglo XIV)

  7. 0
    0

    Por ej. propuestas como la renta basica o el trabajo garantizado no surgen por reación espontanea.Es una consecuencia entre otras cosas de esto que hablamos.

    De todas formas, la culpa es solamente de ellos.Lo de los bancos y los creditos tiene tela.

    Saludos.

Deja un comentario