¿Existe el Derecho al Aborto? El Índice Durkheim

La reciente sentencia del Tribunal Supremo en EEUU sobre el derecho al aborto ha reavivado el rescoldo de un debate artificial. Uno de los tantos que gustan a los marxistas para asentar sus dogmas. “No hay negocio más lucrativo que luchar por derechos que ya se tienen, en nombre de opresiones que ya no existen”. Lo que decía Thomas Sowell, el economista americano, es extensivo a todos los victimismos que disfrazan de derechos universales las obligaciones y servidumbres que las minorías imponen a las mayorías: Érase una vez un lobito bueno al que maltrataban todos los corderos, érase también un príncipe malo, una bruja hermosa y un pirata honrado.

El fallo de la Corte Suprema corrige una sentencia de 1973, que reconocía el derecho constitucional de los negros y de los pobres a no tener una descendencia innecesaria. Es tardío. En China, el Comité Central del Partido Comunista puso fin en 2015 a la Política del Hijo Único. El Derecho Universal de las mujeres a no alumbrar niñas, que se prolongó durante casi 40 años, no impidió que China duplicará su población.

En la lógica feudal que emana de la Revolución Luterana, es tan extraño reconocer derechos a las siervas sometidas como preguntar a una vaca nodriza si quiere parir. El Señor del Castillo ejerce el derecho de pernada sobre los cuerpos e impone el Credo Oficial, del mismo modo que el ganadero cuida de sus reses y administra su explotación. Los puritanos nunca ocultaron que su preocupación por la mejora de la raza nacía de esa lógica ganadera. Producían soldados y esclavos en exceso, era su deber seleccionar los mejores especímenes.

El victimismo y los empleados de correos llevaron a Joe Biden a la Casa Blanca, pero las cosas están cambiando en EEUU. En un futuro no muy lejano, los hijos de los chicanos del Sur y demás emigrantes serán mayoría sociológica. La población anglosajona y escandinava está envejeciendo y pesa menos del 3% en todo el planeta. El aborto de los pobres empieza a ser un lujo.

La alternativa solvente a la lógica capitalista de los puritanos siempre ha existido. De hecho, un siglo después, las tesis de Emile Durkheim siguen en pie, tan válidas como el primer día, mientras que los escritos y reflexiones de Max Weber suenan panfletarios y deliciosamente trasnochados. Hoy nadie se atrevería a sostener que exista una “ética” protestante que pueda justificar todos las hecatombes y genocidios perpetrados por los puritanos en su delirio imperialista.

Propongo la creación de un Índice Durkheim, como homenaje al excelso científico francés. Toda sociedad humana puede definirse y perfilarse, de un modo sencillo, por la conjunción de sus tasas de mortalidad: homicidios, suicidios y abortos. Es así porque, a diferencia de guerras, pandemias y exterminios varios, dichas ratios son consecuencia directa de decisiones individuales que comprometen la libertad.

Comparación de las sociedades por tipo de religión

 

Protestantes Población Homicidios Suicidios Índice Durkheim
EEUU 330 MM 20.000 45.000 200/MM
Escandinavia 30 MM 300 4.000 140/MM
Reino Unido, Irlanda 70 MM 1.000 6.000 100/MM
Alemania, Holanda 100 MM 1.000 13.000 140/MM
Sudáfrica 60 MM 23.000 1.000 400/MM
Australia, Nueva Zelanda 30 MM 400 3.500 130/MM
Total 620 MM 45.700 72.500 190/MM

 

Católicos Población Homicidios Suicidios Índice Durkheim
España 47 MM 350 3.500 80/MM
Italia 65 MM 400 4.000 65/MM
Francia 65 MM 800 8.500 140/MM
Portugal 13 MM 100 1.000 85/MM
Polonia 40 MM 250 4.000 80/MM
Total 230 MM 1.900 21.000 100/MM

 

Islámicos Población Homicidios Suicidios Índice Durkheim
Marruecos 37 MM 600 2000 70/MM
Argelia 44 MM 500 1500 45/MM
Túnez 11 MM 300 600 80/MM
Egipto 100 MM 2200 2400 45/MM
Arabia 35 MM 400 1500 55/MM
Turquía 85 MM 2500 2000 55/MM
Total 227 MM 6500 10000 70/MM

 

Budistas Población Homicidios Suicidios Índice Durkheim
China 1400 MM 9500 135.000 105/MM
Japón 125 MM 400 20.000 165/MM
Camboya 20 MM 400 1.800 110/MM
Tailandia 70 MM 2500 10.500 185/MM
Vietnam 100 MM 1200 6,500 75/MM
Birmania 55 MM 1000 2.200 60/MM
Total 1770 MM 15.000 176.000 105/MM

 

El Índice Durkheim pone en evidencia la influencia del marxismo en diferentes tipos de sociedades tradicionales . 

Para completar el análisis, solo queda por mostrar la evolución de las políticas de DESNATALIDAD en función de la religión  a lo largo de los últimos 50 años. 

Religión Población Índice Durkheim Índice Fecundidad  Variación
Protestantes 620 MM 190/MM 1 0%
Católicos 230 MM 100/MM 1 -50%
Islamistas 230 MM 55/MM 3 -50%
Budistas 1770  MM 105/MM 1,5 -65%

Periodo 1972 – 2022

Amenazados, con un Índice de fecundidad mínimo, los puritanos se las ingeniaron para imponer agresivas políticas de desnatalidad en el resto del mundo, con más o menos éxito, en función del grado de penetración de la ideología marxista. El resultado es impactante.  Y la correlación, indiscutible e inapelable: los países con mayor natalidad natural son los que menos homicidios y suicidios registran. Tal y como predijo Durkheim.

En sentido inverso, los países puritanos o contagiados de marxismo luterano, han tenido que suplir los efectos provocados  por la caída de la natalidad favoreciendo una inmigración desregulada. La mayor anomía se traduce en un fuerte incremento de homicidios, abortos y suicidios.
(Visited 137 times, 1 visits today)

2 pensamientos sobre “¿Existe el Derecho al Aborto? El Índice Durkheim”

Deja un comentario