La Quinta de Mortadelo

4
0


Pensé que era una broma. Me equivoqué: era una provocación. El autor del panfleto,Imperiofilia y tal y tal, es al parecer catedrático de filosofía. No tengo nada contra los catedráticos de la Complutense, pero los que conocí en 1990 no me dejaron buena impresión. Demasiado exigente, supongo. Pero la reseña del libro no deja lugar a dudas: El ensayo de María Elvira Roca Barea ha escocido y ha producido sarpullido entre los marxistas habituales, acostumbrados a que nadie tosa sus postulados religiosos. La tesis del ataque premeditado a los PIGS católicos, fue mía en su origen y la recojo documentada en La Estafa del Euro explicada a un niño de 6 años. Me obliga, aunque los 100.000 ejemplares vendidos de “Imperiofobia” no necesitan mayor defensa.

Decía Francisco Quevedo que “la envidia va tan flaca y amarilla porque muerde y no come”. Por más que los apóstoles del marxismo luterano crean que las luchas de clases y colectivos oprimidos son los motores de la Historia, lo cierto es que nos determinan la estupidez ciega, el ansia viva y la envidia cochina. Cuando se agitan con unas gotas de odio, forman un cocktail nihilista explosivo. El gran mérito de la filóloga Elvira Roca es haber mostrado cómo esas mismas fuerzas reaccionarias desencadenaron la revuelta protestante contra el legítimo soberano en los feudos germanos y holandeses. Un enfoque original, que tiene el inmenso mérito de describir el incipiente luteranismo en su siniestro y justo contexto.

Nadie ha ilustrado mejor la divertida composición de esas tres fuerzas en la España contemporánea que el genial Paco Ibañez. Mortadelo ha cumplido 61 años, y sus coetáneos ya prejubilados se dedican a jugar a la petanca en parques y descampados. Es un juego importado, al alcance de todos. Como el cangrejo americano ha suplantado a las especies autóctonas de nuestros ríos, la petanca francesa ha sustituido poco a poco a la tradicional “calva” de nuestros mayores.

El mayor logro de la Quinta de Mortadelo es haber engendrado a la Generación Botellón. Los mal criaron como personas, los mal formaron como estudiantes y los deformaron como ciudadanos, a imagen y semejanza. Padres e hijos son igual de envidiosos y codiciosos, aunque unos lo sean por resentimiento y otros por sacarle todo el jugo a su herencia. El egoísmo y el ventajismo les ha llevado de forma natural a comulgar con los dogmas feudales del apartheid social y de la predestinación de los Puros.

El colofón de este breve análisis es el relato de una de esas estampas maravillosas de la Rúa del Percebe. El protagonista es catalanista, para más inri. Socialista por padre e ingenuo por madre, se deja caer a menudo por la tierra de sus ancestros, hermanos y sobrinos. Restado por la edad, dejó de lado su pasión por la bicicleta y se aficionó a la petanca. Pero no había pistas, ni la más mínima afición en el pueblo. Pensé que era una broma. Me equivoqué: era una provocación. Quería poderles echar en cara a los de su Quinta, que eran pobres hasta para pedir. Se puso mano a la obra, y convirtió una escombrera detrás del Polideportivo Municipal en terreno de juego. 5 pistas, sombreadas en verano, ventiladas, y con un balcón espectacular a la Sierra de Gredos.

Cuando no estamos peleados, que es siempre, el prota de la anécdota me cae bien. No me gusta la petanca, me aburre. Tampoco me gustan los dardos, ni la pesca, todas esas competiciones extrañas que le chiflan. No me gusta el ambiente que crean, difícil de describir. De modo que soy el testigo neutral y ecuánime del éxito asombroso de una iniciativa que no le costó ni un euro al contribuyente.

Las medallas que concede el caprichoso azar son siempre inesperadas, pero nada es tan imperdonable como el éxito. Sabido es que en España sólo sacan a hombros a los muertos en sus féretros. Los demás se pueden pasar la vida esperando a que les den las gracias, salvo que hagan como una encajera de un municipio cercano. Harta de esperar el merecido reconocimiento que le regateaban sus vecinos, encargó ella misma la estatua y la colocó en la plaza del pueblo.

La Quinta de Mortadelo va a dejar como herencia una España vaciada de contenido y completamente descapitalizada. Resistió 3.000 años de adversidades, pero han bastado 2 o 3 décadas de bonanza para acabar arruinada y desolada de sí misma. La envidia muerde y no come.

© Belge

Año 0. Día 12. Pacto de Sangre

6
0


…Y al despertar, el dinosaurio seguía ahí. Manido, si, el tópico, pero es que la desganada Investidura de Sánchez, el candidato que salió del 28 de abril de marras con menos votos y menos escaños que Mariano Rajoy Grey, se ajustó al guión. Pésimo sainete de verano que los actores convirtieron en burda pantomima. La cara de asco del candidato, la decepción de Rufián, la sonrisa interior de Casado, los nervios de Abascal en su debut….nada comparado con la mímica cifrada de Pablo Iglesias. En algunas tomas fugaces, el realizador consiguió captar que tenía al toro donde quería, rodeado en el centro del tablero. La anécdota divertida la protagonizó Albert Rivera. Llegó tarde, cuando la Sesión de Investidura había finalizado.

Quedó patente que el Pacto de Sangre de Iglesias y Junqueras iba a condicionar el Debate y las negociaciones de última hora. No se fían del Psoe, y mucho menos de Sánchez y sus patrocinadores del Lobby catalán. Como anticipamos en su día, no son de fiar: nunca pagan sus deudas. La gestión de la sentencia del Juez Marchena es tan compleja que precisa de testigos, avales y garantías patrimoniales ante notario. La ideología y los principios son sagrados, pero con las cosas de comer no se juega.

Era mucho riesgo dejar para septiembre la negociación para formar gobierno, y Rufián quiso remarcar lo que significaba la abstención de ERC. Aún así, la Prensa del Régimen está a por uvas. El precio del gobierno se va a disparar. En julio, eran una Vicepresidencia simbólica y un ministerio importante, pero en septiembre, serán las llaves de la Moncloa. Una Vicepresidencia y dos carteras estratégicas para obligar al Psoe a cumplir sus promesas.

Pedro Sánchez es transparente: cuelga de unos pocos hilos que maneja el Lobby catalán. Es una marioneta en funciones, ese títere que abuchean los niños cuando sale a escena. Hoy interpreta un papel, y mañana otro. Sus asesores le han contado que saldría ganando si se repiten las elecciones, pero confían en conseguir comprar el apoyo de Ciudadanos de aquí al 23 de septiembre. Era lo único que necesitaba saber para presentarse a la Investidura. Pero resultó ser tan obsceno que no dudó en dirigirse a Albert Rivera… ¡en el turno de réplica a Santiago Abascal!

© Belge

Desmontando la economía de escala

4
0


¿Cuánto cuesta construir una pared medianera? El análisis de los conceptos económicos debe partir de ejemplos sencillos, que todo el mundo puede abarcar con un poco de experiencia. Levantar un muro colindante, e intentar cobrarle su parte del proindiviso al vecino es un ejercicio notable. En todos los sentidos. 

Me decía un constructor, rebatiendo mi planteamiento, que pocos trabajos me iban a aprobar los clientes imputando a los presupuestos la parte proporcional de los gastos generales, de los gastos fijos y demás circunstancias tributarias y asemejadas. Me venía a decir que, en la práctica, el coste  por metro de levantar un muro medianero se reduce al coste marginal de producir un metro más. Es decir: si al coste real de construir un muro en su totalidad imputas parte de los gastos de gestión, de los impuestos municipales, de las tareas sobre el terreno de los profesionales implicados por la Administración, de los diferentes proyectos, de los materiales empleados y de los salarios pagados, lo más probable es que el presupuesto de la obra se sitúe muy por encima de los precios de mercado.

Sigue leyendo →

Año 0. Día 11. El Informe Pelícano

4
0


Cantó la gallina después de asada.  Con tanto disparos,  era inevitable que tirarán a dar.  Y del puyazo jocoso, pasaron a chanzas mayores.  Dos veces amagó Pablo Iglesias con soltar la mano, dos, con aviso a navegante y sonoro adverbio. Y por más que la ostensible Prensa del Calentamiento Global insista en silenciar el Pacto de Lledonner,  los querubines del 1-0 siguen perimetrando las murallas de Bizancio. Aguardan un cambio de guardia que les sea propicio.

Convocar Sesión de Investidura en pleno mes de Julio, cuando nadie ve la tele, oscila entre la tomadura de pelo y la venganza.  Todo el mundo lo sabe. Para sus Señorías y los periodistas del gremio,  el verano es tiempo de camareros, azafatas y becarios con voz de pito.

Todas las cábalas para la Investidura de Pedro Sánchez a finales de septiembre giran en torno a la Sentencia del 1-0. Intentaron desactivar la Causa del 1-0 con un ascenso, pero el Juez Marchena no picó el anzuelo. Oriol Junqueras no se fía de las promesas de indulto del PSC ni de la Banda a Pujol.  Conoce el percal mejor que nadie, y sabe como se las gasta el Lobby catalán. Nunca pagan sus deudas.

A pesar de la censura con voz de pito, la negociación política entre el PSOE y Pablo Iglesias es obscena. A cambio de un puesto de Vice Presidenta para Irene Montero, su señora esposa, le piden a Pablo Iglesias que apuñale a Junqueras y acepte pactar con los nacionalistas vascos.  Que haga de Rivera, hasta que Albert regrese de su luna de miel. 

Al de Podemos le han ofrecido pasta larga y honores, pero no es de los que pierden el culo por dinero. A estas alturas, ya deberían saberlo. Por sus venas, corre la sangre del Viriato. O eso cree. No se achanta con los faroles ni las bravuconadas de las legionarias romanas del Psoe: «Si Sánchez convoca elecciones, NUNCA será presidente». ¡Ea!

(c) Belge