rajoy

Elogio de Mariano Rajoy

7
1

 

Al que tiene cama y duerme en el suelo, no hay que tenerle duelo.  El pueblo español tendrá muchos meses, de aquí en adelante, para meditar el refranero castellano. Conforme la crisis llegaba a su paroxismo, y cristalizaba la Moción de Censura que INLUCRO.ORG adelantaba en el mes de abril, prometí que le dedicaría un merecido elogio al Presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, si no dimitía y resistía las presiones de los conjurados. Resistió –  ¡y de qué manera!  – la feroz embestida de la Prensa y es de justicia cumplir un Pacto de Caballero.

Ya explicamos hace mucho tiempo que Mariano Rajoy había sido uno de los mejores Presidentes de la Historia de España, y un político íntegro, honesto e independiente. Puede resultar algo extraño a tenor del nivel de corrupción de los partidos políticos y del clima de putrefacción que padece nuestro país desde hace más de 20 años. Heredó una nación conmocionada  por un atentado sin esclarecer, quebrada y con las cuentas públicas falsificadas, y consiguió que la deprimida sociedad española regresara a la normalidad.

El Mal no descansa, y durante los 6 años y medio que ha durado su mandato político, no es nada exagerado afirmar que el líder del Partido Popular no ha contado con un solo día de tregua. Empezaron por no conceder los tradicionales 100 días de gracia y han acabado por organizar un aquelarre parlamentario sin respeto alguno por las formas y el espíritu de las leyes vigentes.

Tras pelear por la mañana como la Chèvre de Monsieur Seguin, y dejar frases y réplicas para los Anales del Parlamento, atinó al no comparecer por la tarde y al no prestarse a la pantomima ideada por los conjurados. Hay sencillas fotos, con sus expresiones en los rostros, que valen por los mejores editoriales. Se quedó a comer con los suyos, se tomó una copa y se fumó un puro. Desde Estalinao Figueras, nadie ha tenido una salida más bella. Solo le quedaba dar gracias al pueblo por el honor concedido, y  despedirse, montera en mano:  ¡ahí queda eso!

Tras encadenar muchos errores de cálculo en la gestión de la insurrección catalana, Mariano Rajoy entendió que no debía dimitir bajo ningún concepto.  Con el recuerdo vivo del repugnante linchamiento mediático de Cristina Cifuentes en Madrid, debió intuir – tal y como explicó INLUCRO – el verdadero objetivo de la conjura ideada por el PNV, CS y PSOE. Tuvo las agallas, la firmeza moral y el buen juicio político de considerar que los responsables de masacrar socialmente a la Presidenta de la Comunidad de Madrid no debían obtener beneficio  o rédito alguno de sus fechorías.

Cuando el Presidente ya estaba en zugzwang y no tenía ningún movimiento que pudiera evitar el Jaque Mate, parece que volvió a seguir el consejo que le dábamos: Emular al legendario Turco y barrer el tablero con el brazo.  Fue asombrosamente bello, tan espectacular que los mercenarios siguen rumiando su derrota y escribiendo naderías en distintos periódicos.  La pataleta, primero, y el silencio, después, delatan a Albert Rivera. El sambenito que se ha ganado el líder de Ciudadanos lo van a heredar sus nietos.

 

Para la economía y la sociedad española, el Cambio de Guardia es desastroso. Llega – y no por casualidad- en un momento en que Alemania pretende imponer una Reforma unilateral de los Tratados europeos. Ha maniobrado en los últimos años para conseguir que todos los países católicos y ortodoxos estén en manos de populistas marxistas y mercenarios políticos sin escrúpulos. Ha conseguido sacar del juego a los representantes de los empresarios y de la clase media. La premeditación con la que ha actuado la canciller Ángela Merkel para destruir a los legítimos partidos de Centro Derecha en Grecia, Italia, Portugal, Francia y ahora en España ya no la discuten ni los más fervorosos defensores de la Unión Monetaria. Es un hecho, tan cierto como desolador. La puñalada trapera que Alemania le ha dado a España, con motivo de la extradición del golpista catalán, pasará a la pequeña Historia Universal de la Infamia.

Lo que va a ocurrir en los próximos meses y años ya es inevitable. Alemania ha dispuesto sus piezas en el tablero para dinamitar la Unión Monetaria cuando más le convenga. Se valdrá del caos presupuestario e institucional creado por los marxistas en Grecia, Italia y España. La Reforma de la Carta Magna para imponer a la fuerza una Constitución de corte luterano podría detonar el ya de por sí tenso equilibrio territorial en la Península.  Bien con Ciudadanos si se recupera del bofetón político que acaba de recibir, bien con Podemos, el PSOE de Pedro Sánchez pondrá las instituciones y empresas  españolas al servicio de Alemania y EEUU.

© Belge
(Visited 657 times, 1 visits today)

14 pensamientos sobre “Elogio de Mariano Rajoy”

  1. 0
    0

    Mariano es la parálisis, el epítome de siglos de decadencia. y se ha ido tal como ha gobernado. incapaz para acción alguna (Eligió bien Aznar como sucesor a quien menos pudiera ensombrecerle) cambiar su condición de presidente por la de jubilado no le acarreará trauma alguno, mas al contrario,por fin alcanzará un estatus en el que dar rienda suelta a su pasividad resulte lo propio. por Eso celebró Rajoy por todo lo alto que lo botaran.

  2. 1
    0

    Rajoy será reconocido por los rivales y la sociedad dentro de 25 o 30 años, como pasó con Adolfo Suárez.
    Pero espero que aún batalle unos años más, pues se necesita en España ahora mismo un político como él: templado, resistente y perseverante.

    Rivera se ha revelado como un político muy inmaduro e ingenuo aún. La torpeza de sus movimientos y cálculos ha sido demoledora. No está preparado para liderar un país en tiempos tumultuosos. Se deja llevar por impulsos y pica en todos los cebos que le ponen los rivales.
    Hoy por hoy, no sirve.

    1. 0
      0

      Bien dicho Granadero.Suarez en el hemiciclo desafiando a los golpistas y sus ametralladoras el 23f y Mariano en el bar de la esquina tajándose con los colegas.SUs recuerdos son de lo mas objetivo caballero.Unsaludo.

      1. 1
        0

        No eran ametralladoras, eran metralletas.

        En lo otro hay una gran diferencia, a Suarez no lo dejaban salir, y lo más importante, no le iban a comer la oreja y Rajoy si se queda, tiene aguantar que le coman la oreja, la chusma independentista y otras yerbas.

  3. 1
    0

    No tengo tan claro que Cs haya recibido un bofeton politico como dice belge ni mucho menos que sea un ingenuo como afirma Granadero.

    Es cierto que de momento no ha conseguido que se celebrasen elecciones,pero por lo demas no solo ha conseguido que Rajoy deje de ser presidente del pais sino que ademas deje de serlo en el PP,forzando al mismo tiempo un congreso para designar su sucesor en el PP.

    Personalmente, creo que tambien este es uno de los motivos de existir de Cs, en consecuencia no creo que haya fracasado del todo,sino solo parcial y temporalmente.

    Incluso da la impresión,de que parte de la derecha,de los que realmente mandan,están encantados de echar a Rajoy,para asi poder maniobrar mas libremente.

    La politica es un estercolero, en fin.

    Saludos.

  4. 1
    0

    Probablemente.

    En el fondo,todo esto trata del poco espiritu democratico de la politica.

    En el caso que antes comentaba, de falta de democracia interna en los partidos y concretamente en el PP como origen.

    Siempre he entendido Cs como una especie de tea party a la española,solo que en vez de ser un movimiento civil,aunque a veces quieren que se le parezca, esteticamente hablando y sobre todo con y por el conflicto de Cataluña como coartada para ello,en realidad no deja de ser todo lo contrario,un movimiento de elites, infinitamente menos democratico que el PP.

    El hecho de que Cs sea un partido politico no deja de ser algo meramente circunstacial.La realidad finalista es un instrumento ideado para nuestro sistema pero con fines semejantes a lo que puede ser tea party en EE.UU, solo que aquí se hace de una manera mas opaca y en consecuencia mas confusa para los ciudadanos.

    Saludos.

  5. 1
    0

    Hoy me reía escuchando a Jiménez Losantos: la manía que le tiene a Rajoy es bastante graciosa. Pero formula una pregunta/reflexión interesante, cuando compara el partido que hereda de Aznar y el que deja, con un centro derecha dividido y enfrentado.

    Aznar hizo un gran trabajo de organización- algo que siempre le reconocí – pero se equivocó al sacar pecho e infravalorar la capacidad de la izquierda.

    El aznarismo sigue sin entender porqué la izquierda y el nacionalismo catalán le ganan “la calle” antes incluso del 11-M (la empieza a perder a partir del 2002, claramente)

    Es cierto que Rajoy no ha sabido mantener del todo unida la organización política, pero los críticas internas olvidan lo que ocurre en 2010 y 2011, cuando Zapatero está preparando el 15-M….Antes de llegar a la Moncloa, la batalla que se libra es por mantener el control de la “calle”, el pulso de la sociedad…

    Es decir: con el 15-M lanzado, el PP de Aznar habría sido barrido de “la calle” igual que lo fue en 2004….sociológicamente son 10 millones de votos frente a 15 millones.

    Rajoy no solo no perdió la calle en 2011, a pesar de toda la situación, sino que consiguió la mayoría absoluta más abultada.

    Lógicamente, los demás jugadores también mueven ficha, y han aprovechado las crecientes divisiones internas en el PP.

    Los críticos con Rajoy son muy injustos: ha sentado las bases para que el PP se pueda reorganizar en el futuro sin perder “la calle”. Está claro que CS/Caixa van a intentar atribuirse el mérito y colgarse medallas que no son suyas, pero lo cierto es que el espacio sociológico del centro derecha hoy es mucho más amplio que en 2004/2008. Y es lo que posibilita un cierto rearme moral en el futuro.

    1. 1
      0

      “son unos hipocritas y mentirosos”

      Aquí nadie da puntada sin hilo.Crean un problema, un conflicto,para luego reprochar a los demas que na hayan nada para solucionarlo.

      Se trata de un viejo axioma de la politica.Recuerdo al gran Groucho y sus numerosas citas sobre la politica,ja,ja.

      Al final ¿qué le reprochan a Rajoy?¿ser un socialdemocrata?¿los impuestos? ¿no ser suficientemente duro con Cataluña? y un largo etc de un sinfin de cuestiones de todos los ambitos.

      No sera que al final lo que le reprochan es no comportarse como Cs?

      Pues eso,belge,seguramente si le preguntases y fuera sincero,admitiria de forma clara,que él tambien era favorable a la intervención de la economia española.

      Y de ahí, a decir las tonterías que dice sobre Alemania por el conflicto de la justicia,les da lo mismo,es absurdo y ridiculo.Lo que importa es crear ese caldo de cultivo,esa tensión social.

      Por mi parte y cambiando de tema,el futuro del centro-derecha no lo tengo nada claro,no tienes mas que ver lo que ha pasado en otro paises y aquí aun mas despacio, seguimos la misma senda.Esa es mi impresión.

      Saludos.

      1. 1
        0

        ¿acaso no son suficientes claras las palabras de Aznar sobre su militancia?

        ¿no está dividido el centro-derecha en España?

        ¿quien lo ha dividido?

        ¿……………….?

        Y no,esto aunque lo parezca………..

        no es chiste,es la triste realidad,aunque lo mejor sea tomarselo como si fuera………..un chiste.

        En la peor partida de ajedrez de aficionados,hay mas verdad y belleza,que en toda la politica de España y del mundo juntas.

        Saludos.

  6. 2
    0

    Lo gracioso es que todos se anden preguntando por qué motivo no dimitió, cuando les bastaría leer este análisis para entenderlo. Escatiman los elogios y regatean los aplausos porque no acaban de ver la belleza de la jugada.

    Lo comenté en Twitter: solo le quedaba un movimiento, como El Turco, ese autómata que asombró todas las Cortes europeas hasta que alguien recordó a un gran jugador con el que se había enfrentado años atrás, y que barría el tablero cuando se veía superado.

    Al no comparecer, Rajoy se saltó el guión. Se puede estar a favor, en contra, etc….pero no reconocer el lance. El único que volvió a demostrar que tiene una mente aguda fue Pablo Iglesias, recalcando para todos el detalle del bolso. Si lo intentas imaginar, no lo consigues.

    Jeje, Despacio….La política es un antro de mediocres, en la que de vez en cuando un personaje tiene destellos de lucidez. El jueves, por la mañana, Rajoy prodigó sus mejores intervenciones, algunas francamente divertidas y ocurrentes.

    Patéticos me resultan todos esos que intentan rescatar a Rivera del agujero donde el solo se ha metido. Lo tenía todo a favor, con un poquito de paciencia y sentido común, pero se vuelve a cumplir lo que dije de el: es un político de diseño al que le falta lo principal: el instinto

Deja un comentario